HQECNS Hasta que el consumo nos separe 

  • Google+ - Black Circle

Works / Emplois 

About / Sur 

Contact / Contact 

 

 Concepto 

   Concept / Concept   

      LABORATORIO DE CALOR es un proyecto del artista valenciano Ramón Picazo (España). La idea nace en 2014 en el medio de transporte metropolitano FERNANBUS S.A con la práctica artística Huellas De Calor (2014-En Curso). En las líneas 160 y 161 del autobús interurbano se empiezan a realizar diversas composiciones utilizando el papel térmico como soporte y el calor como reactor. La transferencia térmica sobre ticket se convierte en la principal técnica que se utilizará en las diversas propuestas que realiza. Los primeros prototipos fueron realizados con un encendedor/mechero. Actualmente, muchas de las piezas siguen estando elaboradas con mechero, aunque se han introducido otros medios que emiten calor como bombillas, planchas o electrodomésticos. Con este proyecto se investiga formalmente las reacciones del papel térmico frente a la aplicación de calor directa o indirectamente. Se ejecutan piezas sin la actuación de otros agentes químicos, no obstante, también se realizan pruebas con la intervención de otros elementos como el agua, el alcohol, el aceite, el hipoclorito de sodio, propanona, etc.

 

      Con este proyecto de investigación se trabaja simultáneamente dos líneas: una plástica y otra conceptual. Teniendo ambas al ticket como objeto simbólico de nuestro sistema de consumo en masa. Se propone este elemento como icono o representación material y corpórea del las concepciones abstractas "consumismo" o "consumo en masa". Varios son los motivos por lo que el autor propone este objeto pero destaca tres que considera principales.

 

      El motivo principal se sustenta en la asociación del objeto ticket con la cotidianidad y las sociedades de "lo acumulativo". Siendo este el elemento más presente en el ciclo de consumo, el más presente en nuestro día a día. El ticket se presenta como resguardo o comprobante de un pago, obligación o prestación de un servicio. Y esto le convierte en un cuerpo necesario en nuestras compras y/o pagos de bienes materiales o servicios. Generamos y manipulamos tickets todos los días. Tenemos cajones, carteras y bolsillos llenos de resguardos y comprobantes que son testigos del consumo desenfrenado de nuestras sociedades. En segundo lugar, destaca la poética del material con el que están hechos los tickets: el papel térmico. Este compuesto se degrada con el paso del tiempo reduciendo toda estampación térmica al blanco del papel. Con ello, establece un paralelismo entre este fenómeno y la obsolescencia programada, presente en el ciclo de consumo y las sociedades de "lo efímero". Los objetos que nos rodean están preparados para deteriorarse rápidamente, eso garantiza que siempre haya necesidad de comprar y que diferentes sectores económicos sigan activos produciendo masivamente. Finalmente, el tercer y último argumento, se apoya en las teorías de las sociedades "líquidas, rápidas y caóticas" de Zygmunt Bauman y los peligros de "la tecnología, la seriación y repetición, la sociedad de consumo y la cultura de masas" de Walter Benjamin. El ticket representa la estructura líquida y tecnológica de nuestras sociedades. La fluidez y la momentaneidad van acompañados en nuestros tiempos de la tecnología y la seriación. 

      La práctica de Huellas De Calor (2014-En curso) intenta aproximar el arte y la concepción del significado de ARTE - VIDA al espectador. Esta iniciativa se basa en dar una repuesta a dos premisas. La primera es la desconexión del "ciudadano de pie" con los circuitos e instituciones artísticas. Esta desconexión provoca un gran desconocimiento de los individuos de nuestras sociedades sobre la imagen, sus fórmulas y su efectividad, alejando al espectador y convirtiéndolo en un sujeto más influenciable, más manipulable. Ramón intenta conectar de nuevo con personas alejadas de estos circuitos e instituciones artísticas. Para ello, saca sus piezas a la vía urbana y el espacio público e intenta que los transeúntes se encuentren y reflexionen sobre el objeto y su significado. La segunda razón, la distancia del espectador con las mismas prácticas de creación pictórica. El desapego que existe entre la ciudadanía y los ejercicios de creación (ya sea creación pictórica, musical, lingüística...). Prácticas que otorgan al espectador conocimiento, fundamentos y crítica. Necesario todo ello para enfrentarse a los múltiples estímulos que recibimos y nos condicionan diariamente. La transferencia térmica sobre ticket es una técnica que facilita a cualquiera poder investigar plásticamente en cualquier lugar. Solo hace falta un ticket y un mechero u otro punto de calor. La asequibilidad y facilidad con la que se plantea la técnica es un intento de aproximar los ejercicios creativos a la sociedad en general.

      La transferencia térmica sobre ticket se presenta como una técnica artística que surge como reacción al rechazo que tiene el artista a las técnicas "nobles o clásicas" como técnicas hegemónicas y como guiño a la utilización de materiales encontrados en la praxis artística. No rechaza el uso de estas técnicas "nobles" pero considera que existe una predisposición general por la asociación que se tiene de estas técnicas ya consagradas y "lo artístico". Este hecho aleja a creador y espectador de la investigación de otros materiales, medios y técnicas con otros recursos y poéticas diferentes.

 

      Desde 2016 la empresa de distribución de material de Bellas Artes Art i Clar colabora con el proyecto suministrando al artista todos los tickets que los clientes se dejan en la tienda olvidados. Este material sirve para reutilizarlo. Se le dota de una segunda función con la finalidad de crear piezas de valor artístico que sirvan como reflexión de nuestras realidades y nuestros sistemas. Ejemplos de estas piezas son American Real Life (2017), P.I.G.S (2017), Deconstrucciones (2016), ¡Esto También Es Arte! (2017), Relación: Esperanza, Dinero y Poder (2016) o Parábolas Visuales De Un Final (2016). Todas ellas son piezas realizadas al margen de la práctica de intervención en el espacio público Huellas De Calor (2014-En Curso). Los tickets que se utilizan en esta práctica, en Huellas De Calor (2014-En Curso), son tickets que se encuentran en el mismo lugar donde son intervenidos y vueltos a dejar. En 2014 y 2015 fueron utilizados exclusivamente billetes de viaje del autobús metropolitano FERNANBUS S.A. Podemos encontrar diferentes piezas realizadas con resguardos de cualquier empresa o servicio desde finales de 2015 hasta la actualidad. 

      Diversos trabajos de LABORATORIO DE CALOR son reflexiones sobre los dispositivos artísticos y los espacios expositivos destinados al arte. Ejemplo de esto puede ser la práctica Huellas De Calor (2014-En Curso) que designa la vía urbana y el espacio público como su propio espacio, su espacio natural. Este es el sitio donde se ejecutan las piezas para a posteriori intervenir con ellas en el paisaje urbano. Las piezas de esta práctica son olvidadas en posiciones inusuales dentro de los dispositivos expositivos tradiciones. Las piezas no son colgadas en paredes ni planos verticales que las ensalcen. Tampoco se utiliza peanas ni soportes que sirvan de apoyo. Las piezas son abandonas en el suelo, sobre el mobiliario urbano, etc. Sin rótulos, marcos o vitrinas que aíslen y ensalcen la obra. Otras piezas de LABORATORIO DE CALOR reflexionan también sobre los espacios y dispositivos artísticos, como es el caso de los trabajos Sin Dispositivo (2017), SE VENDE: Dispositivo (2017) y ¡Esto También Es Arte! (2017).  

       La participación del espectador es una de las reflexiones más importantes en LABORATORIO DE CALOR. Ramón no cuestiona el papel pasivo o activo que puede adquirir el público en la relación a las obras valoradas como artísticas. Si se atiende a las teorías del Jaques Rancière en su libro El espectador emancipado (2009) el espectador siempre valora las obras consideras artísticas de manera activa en un ejercicio de traducción y descodificación, en base a su conocimiento previo. El espectador acude a contemplar o vivir una experiencia sensorial que contiene, a menudo, un mensaje codificado por el autor de la obra mediante un lenguaje artístico. El público acude de manera individual o colectiva a realizar un ejercicio de interpretación individual. En exhibiciones artísticas, muchas veces, las piezas van acompañadas de un discurso teórico que ayuda y guía al espectador hacía el mensaje. Todos los individuos que acuden como público acuden con un bagaje previo, conocimientos diferentes entre cada uno de los individuos, y realizan un ejercicio activo de comprensión sobre la obra y el mensaje que esta puede tener. En el caso de LABORATORIO DE CALOR da un paso más allá y se invita al espectador a seguir disfrutando del ejercicio de descodificación. Además, si así se quisiera, cruzar la fina línea que separa al creador del espectador que contempla la creación del primero. Dejar a un lado el papel de receptor y descodificador y pasar a ser el emisor codificador de un mensaje. Pasar de espectador (de recibir el mensaje) a cómplice directo, creador cómplice. Ramón interpela al espectador postulándole como posible emisor de un mismo o diferente mensaje utilizando el ticket como objeto simbólico de nuestra sociedad de consumo en masa.

[+ Info]
 

About / Sur 

Acerca

      Ramón Picazo, artista post-disciplinar, nace en Valencia en 1994. Tras sus estudios de Bachiller en Artes Plásticas en el Instituto de Secundaria I.E.S Lluís Vives (Valencia) se gradúa en Bellas Artes en la Facultad de Belles Arts Sant Carles de la Universitat Politècnica de València. Donde desempeñaría funciones académicas, de representación estudiantil y laborales como diseñador gráfico.

      Especializado en prácticas pictóricas y diseño, pensamiento contemporáneo y escenografía se centra en una producción artística basada en la investigación formal y discursiva de la plástica visual. Su obra, no puede catalogarse en una sola línea conceptual o plástica. Trabaja diferentes temas y conceptos en torno a problemáticas sociales, económicas, ambientales y artísticas. Se centra en el análisis social para detectar ciertos problemas y trabajar paralelamente una investigación conceptual y otra plástica para generar piezas, proyectos y/o acciones desarrolladas en un marco artístico. Investiga, además, el uso de objetos, formatos y materiales alternativos a la plástica tradicional. Interesándose especialmente por lo efímero, lo momentáneo y lo perecedero.

      Entre sus preocupaciones se encuentra la desconexión del arte moderno y contemporáneo con la sociedad y el “ciudadano de a pie”. La disociación de parte de la sociedad a lo que respecta la investigación artística en galerías, festivales, ferias, museos y demás circuitos artísticos. El artista cree en la función docente del arte además de sus funciones estéticas, clásicamente reconocidas. Sostiene la necesidad que hay de este conocimiento, el conocimiento sobre la imagen, la plástica y lo visual en las sociedades del -espectáculo y la teatralización-. Sociedades en masa, sociedades "rápidas, obsoletamente programadas y efímeras". Sociedades caóticas y líquidas donde la imagen es el mayor reclamo para captar la atención de sus individuos. La imagen estática y en movimiento nos condiciona durante nuestro día a día, apareciendo en nuestros dispositivos electrónicos como televisiones, computadoras, teléfonos móviles entre otros tantos artefactos. La imagen fija se nos presenta en paredes embadurnadas con cola y cartelería en las calles de nuestras ciudades, luminosos, colosales vallas publicitarias o rótulos. A este alto nivel de uso de la imagen, se debe sumar también el empleo de este conocimiento sobre la imagen en el campo del diseño gráfico y de producto. Un campo que nos proporciona los objetos cotidianos que usamos diariamente. Muchos de ellos también contienen imágenes fijas que comprenden significados retóricos y simbólicos, asimismo, estructuras y fórmulas formales que supeditan al individuo a su plástica y a su mensaje. 

 

      Ramón intenta conectar con el “espectador perdido” dejando sus piezas en la vía pública. Con esta acción, Huellas de Calor  (2014-2017), intenta que el transeúnte que se encuentre la pieza, se interese por el objeto intervenido. El ticket modificado es el nexo entre el espectador (que ha sido buscado) y los discursos que contienen estas piezas. Además, del discurso genérico de la práctica de LABORATORIO DE CALOR. Los tickets pueden encontrarse en espacios como autobuses urbanos e interurbanos, metro y tranvía. En calles, parques, avenidas y terrazas de establecimientos privados. En instituciones públicas como ayuntamientos, bibliotecas, centros educativos o casas de cultura. Finalmente, en cajeros automáticos de entidades bancarias. Desde 2018 estas piezas vienen estampadas con la URL de la pagina web de LABORATORIO DE CALOR en su reverso. El espectador que encuentra una pieza puede buscar dicha dirección y encontrar el conjunto de prácticas artísticas que forman el proyecto LABORATORIO DE CALOR. Una página web que contiene las piezas, las acciones y la información más relevante de las prácticas artísticas realizadas que tienen el consumo en masa y el objeto ticket como modelo plástico y conceptual.

      Realiza también intervenciones en espacio público que podríamos agrupar al margen de la práctica Huellas De Calor (2014-2017). Aprovechando diferentes marcos y espacios de exhibición como pueden ser la feria de arte contemporáneo ARCO madrid_ 2016 o el título de Capital Europea de la Cultura - Donostia 2016 se han ejecutado acciones de carácter artístico. EUROPAKO KULTUR HIRIBURUA (2016), ARCO boicot_ (2017) o ¡Que Lo Pague Rita! (2018).

      Desde 2015 Ramón ha elaborado diferentes piezas ideadas para no ser liberadas en el espacio público como el resto. La producción artística de LABORATORIO DE CALOR evolucionó de la práctica de intervención Huellas de Calor (2014-En Curso) a la realización de diferentes obras de carácter postdisciplinar. Propuestas a caballo entre la pintura contemporánea, la escultura y la instalación. La primera de estas piezas fue En Degradación (2015). Una composición de 97 x 97 cm que contiene, por primera vez, cien de estos tickets sobre una plancha DM. Esta pieza fue ideada con el objetivo de permitir ver al creador la evolución de degradación de sus piezas programadas para la obsolescencia. En 2016 participa en la primera exposición colectiva con ejemplares extraídos del proyecto LABORATORIO DE CALOR. Para esta exposición participó con la obra  Cien Viajes  (2015) una serie formada por treinta y cinco tickets independientes extraídos de una serie formada por cien piezas. Estos fueron puestos en venta por 1€ en la exposición colectiva benéfica En Acció [1] (2016) realizada por la Universitat Politècnica de València. El dinero recaudado fue destinado a la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR). Al año siguiente volvió a participar en la muestra En Acció [2] con la obra Parábolas Visuales De Un Final (2016), una propuesta pictórica compuesta por R.I.P (2016) y AMÉN (2016).

       Hasta la fecha ha participado en diversas exposiciones colectivas con trabajos realizados con papel térmico. 404. Error Not Found (2017),

¡Esto También Es Arte!, Sin Dispositivo (2017) o  ESPECIALES  (2017) son algunas de las piezas exhibidas por el artista en territorio nacional e internacional. 

Investigaciones:

Laboratorio de Calor (2014 - En curso)

 

 

Acciones:

Huellas de Calor (2014 - En curso)

EUROPAKO KULTUR HIRIBURUA (2016)

ARCOboicot_ (2017)

¡Que Lo Pague Rita! (2018)

 

 

Exposiciones:

Exposiciones colectivas:

Exposición colectiva - Festival más pequeño del mundo València. FBBAA UPV, Valencia. (2015).

Exposición colectiva - Festival más pequeño del mundo València. Altea UMH. (2015).

Exposición colectiva - Obra en Acció, Sala de exposiciones de Rectorado. Área de Cultura de la UPV, València. (2015).

Exposición colectiva - AlterEgo 2016. LAS NAVES. València. (2016).

Exposición colectiva - Obra en Acció [2], Sala de exposiciones de Rectorado. Área de Cultura de la UPV, València. (2017).

Exposición colectiva - CUENT4TRÁS - Facultat de Belles Arts Sant Carles - UPV. València. (2017).

Exposición colectiva - A-23 N-23, Antiguo Mercado. Covaleda, Soria. (2017).

Exposición colectiva - LORGO LO PELOVRINHO, Galeria de Arte Instituto ATM Salvador de Bahia. Fundación Brasil Europa. (2017).

 

Exposiciones individuales:

#1945 /milnovecientoscuarentaycinco. Espai [En Vitrina]. Facultat de Belles Arts Sant Carles - UPV, València. (2017).

Hasta que el consumo nos separe. Mancomunidad Intermunicipal Barrio del Cristo, Aldaia, (València). (2018).

 
 
 
 
 

Contacto

Contact / Contact 

Escribe al artista / Write the artist / Ecrire à l'artiste

¡Tus datos se enviaron con éxito!