Durante la percepción de una imagen o un espacio se tiende al reconocimiento de las formas o figuras, tal y como apuntaba el psicólogo danés Edgar Rubi. Además, tendemos a aislar estas formas de un campo perceptual que actúa de fondo indeterminado. Cuando nos enfrentamos a una imagen bidimensional o tridimensional nuestro cerebro intenta articular coherencia organizando los elementos en figura y fondo. Contenedor y contenido. Tendemos a ordenar lo que se nos presenta como caos o indefinición. Reconocemos los elementos en busca de coherencia por asociación bien sea con el significado y los significantes de cada uno de los elementos. O bien por mediante el reconocimiento de signos, símbolos e iconos en la imagen, las relaciones semánticas (la relación entre el signo, la cosa designada, y su significado e interpretación), las relaciones sintácticas (las relaciones entre los diferentes signos) y las relaciones pragmáticas (en relación a los signos y sus condiciones de uso).

 

      Figura: Forma o elemento que por su aspecto externo cerrado permite distinguir el cuerpo/objeto de otros elementos existentes en un mismo espacio, bidemesional o tridimensional.

      Fondo: Espacio que contiene los elementos relacionados entre sí. Estos en forma de figura adquieren mayor importancia frente al espacio contenedor. El fondo sostiene y enmarca, contextualiza y significa las figuras que presenta la imagen.

Figura o Fondo (2017) *Work 17

Ramón Picazo

Estampación térmica sobre ticket

11'5 x 8 cm

Fotografía / Pothography / Photographie Ramón P.